Abre los ojos

A veces vamos por la vida con “orejeras”, con una cierta visión “en túnel”, es posible que estemos preocupados por algo, estemos viviendo tensiones de algún tipo, y nuestra respuesta es “reconcentrarnos” en nosotros mismos, no ver ni oír más allá de nuestro ángulo de visión y de nuestro diálogo interior. La semana pasada comentabaSigue leyendo «Abre los ojos»