Archivo de la etiqueta: autoconocimiento

Confina2 para crecer

Si recientemente escribía sobre la “convivencia máxima” que muchos estamos experimentando en tiempos de coronavirus, hoy quiero escribir sobre el “aislamiento máximo” que muchas personas están viviendo estos días. Si algunos estamos deseando buscar espacios para nuestra intimidad, otros en cambio, están hartos de intimidad y su vida social “presencial” se reduce a la gente con la que se cruzan en el supermercado, en el mejor de los casos.

Voy a tratar de aportar alguna idea a los aislados por coronavirus, como siempre, desde mi propia experiencia. Cuando pienso en aislamiento, pienso en crecimiento personal. Al principio de venir a vivir a Alemania, yo pasaba mucho tiempo sola y la verdad, fue una experiencia bastante difícil. Me sentía alejada de todo lo que conocía, de todas las personas a las que quería y mi vida social era bastante parecida a la que comentaba en el párrafo anterior. Hoy, me alegra comprobar, que todo sucede por algo, y que la Lola que soy ahora, no habría sido posible sin esa increíble experiencia, y me alegro mucho por ello.

La soledad, me permitió mirar hacia dentro, dejar de buscar fuera todo tipo de estímulos, cariño, risas, compañía, apoyo y empezar a constatar algo, que ya vienen diciendo los sabios de todos los tiempos – no estoy descubriendo América… – que todo está en nuestro interior.

Si te pareces un poco a mí, te estarás preguntando: ¿y cómo se hace eso? Me vienen varias ideas a la cabeza, muchas de las cuales, algunos no las podéis llevar a la práctica ahora – estoy pensando en salir a pasear… – así que me voy a centrar en una que sí: LA HERRAMIENTA de crecimiento personal y autoconocimiento que recomiendo por encima de todas las cosas habidas y por haber: la meditación.

person in yellow protective suit meditating

Photo by cottonbro on Pexels.com

Y te voy a contar el método que yo he adquirido, el que a mí me funciona después de mucho tiempo de práctica y depuración, aunque estoy segura de que tú encontrarás el tuyo si te pones a practicar. Lo que yo hago todos los días, últimamente a media tarde, por un espacio de entre 20 y 40 minutos – lo que me pida el cuerpo, aunque si no tienes práctica, te recomiendo que empieces por de 1 a 5 minutos – es tumbarme apoyando las piernas en la pared y colocando las manos encima del abdomen, tapándome con una mantita. Primero me concentro en respirar, observo, sin censurarme, cómo mi mente se va a otros pensamientos, a otros ruidos externos y la vuelvo a traer suavemente a mi respiración. Cuando ya siento que me empiezo a relajar empiezo a establecer un diálogo con mi interior: cuando inspiro me intereso por él y le pregunto cosas y cuando expiro siento lo que me contesta. Le digo cosas como: “hola” – expiro – , “¿qué tal estás?”…, “¿cómo te sientes físicamente?”… – si me duele por ejemplo la cabeza, me pongo las manos sobre ella y me digo “inspiro salud y expiro dolor de cabeza”, “¿qué emociones estás sintiendo?”… – y las dejo salir si siento ganas de reír o de llorar -, “acepto mis emociones”…, “acepto mi malestar físico”…, “¿te estoy cuidando bien?”…, “¿qué necesitas?”…, “recuerda que tú eres lo más importante para mí”, “no me olvido de ti”, “mañana te veo otra vez”. Y, después de empezar a moverme suavemente y estirar mis extremidades, me despido con un auto-abrazo, que ese siempre lo tenemos disponible y permitido.

Pues espero que te inspire, cuéntame qué tal lo llevas y si te puedo aportar algún tip. Te deseo un aislamiento con mucho crecimiento.

¡Ah! En mayo nos veremos en el taller de Autoestima, que tiene toda la pinta de que tendrá que volver a ser online…


ConoceT mejor

Hoy comparto una buena recomendación de mi amiga Graciela: si queréis poner en claro vuestras fortalezas (lo cual puede ser muy útil si estamos buscando reorientarnos profesionalmente o mejorar nuestra autoestima, por citar dos ejemplos) os recomiendo este cuestionario: CUESTIONARIO VIA DE FORTLEZAS PERSONALES, de M. SELIGMAN. Está en varios idiomas, incluído el español: Cuestionario VIA

Una vez que tengáis claras cuales son vuestras fortalezas Top 5, la gracia está en tratar de poner en práctica esas 5 capacidades la mayor parte posible del tiempo – en casa, en el trabajo, en clase, etc. -, pues según Seligman (y yo creo que está muy bien enfocado) somos más felices cuanto más hacemos aquello que se nos da bien hacer.

Las mías en este momento son: gratitud, bondad y generosidad, inteligencia social, picardía y sentido del humor, y disfrute de la belleza y la excelencia. ¡Hay muchas más! Hasta 24, lo interesante es saber cuales son las 5 que más te representan en este momento de tu desarrollo y jugar con ellas. A mí ha servido de mucho tomar conciencia de esto y notar cómo sube mi energía cuando las pongo en práctica, por eso os lo cuento.

Pues ala, ala, a autoconocerse bien!! Que ya decía San Agustín: Conócete, acéptate y supérate… Porque un@ no puede aceptarse sin conocerse, ni superarse sin conocerse y aceptarse… ;D